,

¿Buscas una manera simple pero deliciosa de disfrutar los granos integrales? Comienza con una nutritiva cebada fácil de cocinar, un excelente intercambio para los granos procesados ​​como el arroz blanco.

Cuando vayas de compras, elige cebada sin cáscara en lugar de perlada. La cebada sin cáscara retiene más de la capa externa de salvado junto con su fibra y nutrientes. En la cebada perlada, la capa de salvado es «pulida» o eliminada en su mayor parte.

La cebada es un alimento básico en Europa. En Estados Unidos, por ejemplo, suele usarse como ingrediente en sopas y guisos, pero no hay razón para relegarlo a esos platos. Para cocinar cebada como un desayuno rápido o guarnición, por cada dos porciones, usa media taza de cebada por una taza y media de agua. Lleva a ebullición, reduce a fuego lento, tapa y cocina hasta que los granos estén tiernos y la mayor parte del agua se haya evaporado. Cúbrela con canela por la mañana, o con hierbas para la cena (es muy versátil). Pero no te detengas ahí. Prueba esta receta con cebada que le da un giro al risotto tradicional.

Conoce más: Ventajas de utilizar una olla de cocción lenta para cocinar

«Risotto» de champiñón con cebada

  • 1 taza de cebada sin cáscara seca
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1/2 cebolla roja picada
  • 3 dientes de ajo
  • 150 gramos de champiñones, variedad botón o crimini, en rodajas
  • 1 taza de caldo de pollo o vegetales
  • 1/2 taza de queso parmesano rallado
  • 60 gramos de queso de cabra, desmenuzado
  • 1/4 taza de albahaca fresca, picada
  • 2 cucharaditas de hojas de tomillo picadas

Coloca la cebada en una cacerola pequeña junto con 3 tazas de agua. Lleva a ebullición, luego reduce a fuego lento. Cubre y cocina de 45 a 50 minutos hasta que los granos estén tiernos y la mayor parte del agua se haya evaporado.

Calienta una sartén grande a fuego medio y agrega el aceite. Añade la cebolla y el ajo. Cocina de 3 a 4 minutos hasta que las cebollas estén tiernas. Agrega los champiñones y cocina de 2 a 3 minutos más, hasta que los champiñones queden suaves.

Añade la cebada y el caldo, cocinando 1 minuto más. Baja el fuego y agrega los quesos hasta que se derritan. Decora con albahaca fresca y tomillo, y sirve de inmediato.

Rendimiento: 4 porciones

 

Vía: Health Day News