La falta de sueño de buena calidad es un factor que se ha asociado con múltiples problemas de salud. Motivo por el que especialistas señalan la importancia de combatir el insomnio desde los primeros síntomas.

Ahora, un reciente estudio europeo publicado en la revista especializada Circulation encontró que el insomnio puede estar vinculado con un mayor riesgo de problemas cardíacos.

Las personas que pasan muchas noches viendo al reloj en lugar de dormir, quizá deban preocuparse tanto sobre la salud del corazón como del sueño perdido, indicó Susanna Larsson, autora del estudio e investigadora del Instituto Karolinska en Estocolmo, Suecia.

Conoce más: 10 malos hábitos que te roban el sueño

Dormir bien es importante para reducir el riesgo de enfermedad cardiovascular”, aseguró y compartió que, según su investigación, las personas que poseen unas variantes genéticas vinculadas con el insomnio tienen un mayor riesgo de enfermedad cardíaca, insuficiencia cardíaca y accidente cerebrovascular (ACV).

“Una explicación potencial es que los problemas con el insomnio conducen al síndrome metabólico, lo que incluye a la hipertensión, un aumento en el peso corporal y la diabetes tipo 2, lo que aumenta el riesgo de enfermedad de la arteria coronaria y ACV”, explicó.

Aumentar las horas de sueño

La experta resaltó la importancia de dormir lo necesario para la salud y combatir el insomnio desde el primer momento.

Los individuos que duermen mal deben intentar cambiar sus hábitos y reducir el estrés con el objetivo de mejorar su sueño. Nuestra conformación genética tiene solo una influencia muy pequeña en nuestro riesgo de insomnio, que es fomentado sobre todo por las conductas, el estrés y otros factores ambientales”, subrayó.

Por su parte, el doctor John Osborne, vocero de la Asociación Americana del Corazón, señaló que la gestión del estrés puede ayudar a mejorar el sueño, igual que evitar sustancias estimulantes como los cigarrillos y la cafeína.

Finalmente, ambos expertos aconsejaron a las personas que tienen problemas para dormir bien de noche, hablar con un médico.

 

Vía: Health Day News