,

La relajación de las medidas de confinamiento ha llevado a que algunas personas se sientan estresadas, ansiosas, enojadas, en conflicto, incómodas, protectoras, etc., y tales sentimientos se han visto potenciados en aquellas que padecen trastorno obsesivo compulsivo (TOC). Sin embargo y según los expertos, sin importar si sufres o no TOC, no hay una respuesta «normal» a esta situación, ya que las emociones pueden variar de un día a otro.

La doctora Liz Forrester, psicóloga clínica consultora especialista en terapia cognitivo-conductual (TCC) y en tratamiento de exposición para el TOC, señala que la experiencia de la cuarentena en sus pacientes ha sido muy variada. Algunos que padecen TOC por contaminación (personas que tienen ‘terror’ de ser contaminados por gérmenes) ni siquiera han querido salir ir al jardín, pero para otros ha sido menos intenso, comentó.

También dijo que el confinamiento ha creado tensiones en los hogares y círculos sociales de estas personas. «Si tu pareja está haciendo cosas con las que no te sientes cómodo, eso puede generar tensiones», mencionó. «Quizás dudes de lo que otros están haciendo o de lo que dicen estar haciendo. Es posible que te sientas menos inclinado(a) a reunirte con amigos que percibes como demasiado descuidados o relajados».

Conoce más: Cómo garantizar que tus hijos duerman lo suficiente durante las noches de escuela en casa

Por ello y si tienes TOC, aquí te dejamos algunos consejos para lidiar con la nueva normalidad:

1. Practica la ‘exposición’ todos los días

Incluso las salidas sencillas, como ir de compras al supermercado, pueden ser difíciles para las personas con TOC. Por ello, la doctora Forrester advierte que puede acumularse mucha ansiedad antes de salidas como estas.

«Trata de aumentar tu capacidad de recuperación para salir y acostumbrarte. En lugar de aislarte en casa piensa: ‘Este es el día que voy al supermercado’ y trabájalo toda la semana, haz algo como caminar a la tienda, incluso si no vas a entrar. Velo como si fuera tu ejercicio diario. Y asegúrate de salir con la mayor frecuencia posible», aconsejó. Hacer viajes pequeños evita pensar en «todo o nada» y genera confianza.

La especialista también dijo usar técnicas de exposición que se utilizan en casa. «Una de las cosas que he estado haciendo con mis pacientes es hacer que compren muchas notas adhesivas y escriban cosas como ‘coronavirus’ y las peguen en todo su hogar», explicó. «Te acostumbras a tener el pensamiento, y la exposición repetida te quita el significado».

2. No leas noticias tan seguido

Puede ser tentador volver a leer las noticias con regularidad, sobre todo ahora que ya vivimos en esta «nueva normalidad». Pero si esta acción te genera preocupación, Forrester afirma que es mejor evitarla.

«Por supuesto, mantente atento(a) a las noticias, pero no permitas que el coronavirus domine tu vida. Participa en otras actividades, haz otras cosas. No pierdas todo el tiempo buscando en línea ‘cuántos casos  hay en mi área’, pues simplemente harás que parezca más aterrador».

3. Mantente conectado(a)

Un hilo constante que atraviesa la mayoría de los consejos de salud mental es mantenerse conectado con los seres queridos. Por ejemplo, es recomendable mantenerse en contacto con amigos y familiares, o pasar tiempo con personas con las que tengas intereses compartidos, como la lectura, el cine, los deportes, etc.

 

Vía: Patient