El estrés representa un peligroso factor de riesgo para desarrollar un sinfín de enfermedades físicas y mentales. Así, un ambiente laboral tenso o poco favorable para los empleados puede generar problemas en la productividad, así como ausentismo y padecimientos crónicos, de acuerdo con Guadalupe Gómez Pezuela, fundadora del Instituto de Psicología y Pedagogía Positiva (IPP).

A decir de la especialista, sólo el 12% de los trabajadores se comprometen realmente con la empresa en la que laboran, situación provocada por “un mal ambiente laboral, porque hay envidias, poca colaboración o porque existe el mobbing, que es el bullying de los adultos”.

Ante ello, es importante que los lugares de trabajo procuren el bienestar físico y emocional de los trabajadores, pues no sólo el espacio laboral influye, también la falta de actividades de integración o programas de salud de las empresas; la lejanía de los centro de trabajo, así como las largas jornadas laborales.

“La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) el año pasado hizo una medición en el número de horas trabajadas y México ganó el primer lugar, el problema es que también ganó el primer lugar en baja productividad”, lamentó.

Conoce más: Estrés laboral repercute en la salud estomacal de los empleados

Si padeces estrés laboral, es sumamente importante que aprendas a controlarlo por el bien de tu salud. Sigue las siguientes recomendaciones.

  1. Practica técnicas de relajación.
  2. Realiza deporte.
  3. Tómate descansos.
  4. Duerme lo suficiente.
  5. Deja el cigarro y otros vicios.
  6. Aliméntate de forma saludable.

De ser necesario, pide la ayuda de un especialista. Recuerda que el estrés puede afectar severamente tu calidad de vida. Afortunadamente, puedes prevenirlo. ¡Cuídate!

 

Vía: Notimex