hipertension-1La hipertensión es el término que se utiliza para describir la presión arterial alta. Este padecimiento, la mayoría de las veces, se puede controlar mediante medicamentos y algunos cambios en el estilo de vida. Es importante consultar con el médico toda decisión relativa a la hipertensión y establecer junto con él los rangos adecuados en los que debes mantenerte.

Cuando se revisa la presión arterial, se mide la presión sistólica (es la presión de la sangre cuando el corazón se contrae al bombearla) y la diastólica (que es la presión de la sangre cuando el corazón descansa entre latidos). Por ello, en la lectura se dan dos números.

Una presión normal es, regularmente, menor a 120/80 mmHg y una alta es de 140/90 mmHg o más.

A través del tratamiento, que en ocasiones puede incluir más de dos medicamentos, con éstos se buscará reducir la presión arterial y, de esa forma, evitar complicaciones, razón por la cual se deben administrar de la manera en que te indicó tu médico.

actividad-fisica-hipertension-2Es importante tener una alimentación saludable y tomar suficiente agua, dejar de fumar, reducir el alcohol y limitar la cantidad de sodio (sal) que se consume, son también aspectos fundamentales. Además de la necesidad de hacer ejercicio regularmente.

La obesidad aumenta los riesgos de padecer hipertensión, por lo que debes mantenerte con un buen estado físico y bajar de peso si es necesario. Asimismo, es indispensable reducir el estrés e incluso se aconseja realizar actividades  que ayuden a sacar el estrés, como bailar,  meditar o hacer yoga.

Revisa tu presión arterial al menos una vez al año. Si tienes predisposición a la hipertensión o padeces diabetes, cardiopatía o problemas renales, se recomienda revisar tu presión con mayor frecuencia. Si sueles tomarte la presión en casa y el monitoreo muestra presión alta, no dejes pasar el tiempo y llama inmediatamente a tu doctor.

Debido a que la mayoría de las veces esta enfermedad no presenta síntomas (pues se detecta normalmente cuando se va al médico), las personas pueden desarrollar algunas complicaciones sin saber que tienen hipertensión. Entre los problemas que se pueden presentar debido a la presión mal controlada están derrames cerebrales, ataques cardíacos, insuficiencia cardíaca y padecimientos renales.

Recuerda que es muy importante estar atento a tu presión arterial, especialmente si tienes antecedentes familiares debes revisarla una vez por año.

Asimismo, mantener hábitos saludables es determinante para prevenir o retrasar la aparición de esta enfermedad.

Vía: Instituto Nacional del Corazón, Pulmones y la Sangre de los Estados Unidos; Medline Plus

Tambien te puede interesar: