,

Los compuestos alimenticios llamados «flavonoles» (una clase de flavonoides) parecen estar asociados con un menor riesgo de enfermedad de Alzheimer, así lo indica una investigación publicada recientemente en la revista Neurology.

Los flavonoles se encuentran en la mayoría de las frutas y verduras y se sabe que tienen efectos antioxidantes y antiinflamatorios. El nuevo estudio sugiere que los flavonoles pueden mejorar la memoria y el aprendizaje.

El trabajo incluyó a 921 hombres y mujeres, de 81 años de edad promedio, quienes no tenían demencia y otorgaron detalles específicos sobre su dieta. Después de darles seguimiento durante un promedio de seis años, 220 de los participantes desarrollaron enfermedad de Alzheimer.

Posteriormente y tras tomar en cuenta una serie de factores, los investigadores descubrieron que los adultos mayores que registraron la mayor ingesta de flavonoles mostraron un riesgo 48% menor de enfermedad de Alzheimer, en comparación con aquellos que tuvieron menor ingesta.

Cabe señalar que los flavonoles están disponibles como suplementos, pero obtenerlos directamente de la fuente natural (los alimentos) es mucho mejor, aseguró el doctor Thomas Holland, profesor de medicina en el Colegio Médico Rush, en Chicago (Estados Unidos) y autor principal del estudio.

«Se obtiene una ingesta más amplia de vitaminas, minerales y bioactivos en los alimentos que en los suplementos», agregó.

Conoce más: ¿Qué son los flavonoides y en qué alimentos encontrarlos?

Recomendaciones

Para que tu dieta sea rica en estos y otros flavonoides, es mejor que no te apegues a una rutina alimentaria, pues los alimentos contienen distintos tipos de nutrientes. Lo recomendable es que trates de comer una variedad de alimentos vegetales. Por ejemplo, si siempre escoges manzanas, prueba otras frutas que también te gusten para incorporar variedad; y si normalmente compras cacahuates para «picar», también compra nueces.

Si deseas saber más sobre los flavonoles y otros flavonoides y cómo pueden beneficiar tu salud mental, acude con un profesional de la salud y con un experto en nutrición.

 

Vía: Health Day News