Un factor de riesgo es tener cierta condición que hace que una persona sea más propensa a padecer una enfermedad, en este caso un infarto cerebral. Existen dos tipos de factores de riesgo para ACV: los que no se pueden cambiar o controlar y los que sí es posible cambiar o controlar.

 

Factores de riesgo no controlables:

  • Edad.
  • Género.
  • Raza.
  • Historial médico o antecedentes familiares.
  • Haber padecido con anterioridad un accidente cerebrovascular o una isquemia cerebral transitoria.

 

Factores de riesgo controlables:

  • Presión arterial elevada.
  • Fibrilación auricular.
  • Niveles de colesterol altos.
  • Diabetes.
  • Ateroesclerosis.
  • Problemas circulatorios.
  • Fumar.
  • Mascar tabaco.
  • Consumir alcohol.
  • Inactividad física.
  • Obesidad.