La depresión es una de las principales afecciones de salud mental que aquejan a millones de personas en todo el mundo. Y uno de los factores que la propician -según expertos- es el exceso de peso.

Esto lleva a que un gran número de personas apuesten por ingerir complementos nutritivos, como una medida de prevención tanto para el exceso de peso como para la depresión.

Conoce más: Ejercicio aeróbico y sus beneficios contra la depresión

Sin embargo, tomar pastillas de vitaminas y otros complementos nutritivos no resulta eficaz para lograr dichos objetivos, concluyó un reciente estudio británico.

No son la respuesta

“Como la depresión es un problema tan común, encontrar medios efectivos y ampliamente disponibles para prevenirla a nivel poblacional es una meta importante”, compartió Ed Watkins, coautor del estudio y profesor de psicología clínica experimental y aplicada en la Universidad de Exeter, en Inglaterra.

Sin embargo, consumir complementos nutricionales no es uno de esos medios efectivos, destacó.

Durante el estudio, que tuvo duración de un año, los investigadores descubrieron que los complementos no funcionaban para ayudar a evitar la depresión.

En su lugar, encontraron que promover unos mejores hábitos de alimentación sí podría ayudar, tanto a prevenir el exceso de peso como problemas de depresión.

Recomendación

“La dieta y la nutrición tienen promesa como medio de llegar a muchas personas. Pero este ensayo demuestra de forma convincente que los complementos nutricionales no ayudan a prevenir la depresión”, indicó Watkins.

Por ello, en vez de recurrir a estas pastillas, los investigadores recomendaron a las personas acudir con especialistas de la salud para pedir consejos sobre hábitos alimentarios, reducir los refrigerios y a seguir una dieta saludable de estilo mediterráneo.

 

Vía: Health Day News