Existen muchas causas por las que una persona puede desarrollar cáncer. Una de ellas son las infecciones por virus no tratadas, a pesar de ser un factor prevenible, de acuerdo con el jefe de Oncología del Hospital de Especialidades del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Jalisco, Ignacio Mariscal Ramírez.

A decir del experto, también influye el consumo de tabaco y bebidas alcohólicas, la falta de ejercicio y llevar una dieta desbalanceada que no contenga frutas, verduras, agua y carnes blancas.

“Empezamos a tener nuevos agentes claramente identificados con esta enfermedad. Es el caso de los procesos infecciosos, por ejemplo del cáncer cérvico-uterino, relacionado en su inmensa mayoría con el Virus del Papiloma Humano (VPH) y cáncer de hígado con el virus de la hepatitis C”, dijo.

Conoce más: Muchos pacientes con hepatitis C no reciben tratamiento

Recomendaciones

  1. En el caso del cáncer cérvico-uterino, es esencial considerar la vacuna contra el VPH, una herramienta que ayudará a prevenir el desarrollo de la enfermedad en las generaciones más jóvenes en un mediano plazo.
  2. Para las mujeres adultas, la mejor opción es realizarse el Papanicolaou cada año, con el fin de detectar y tratar la enfermedad en etapas tempranas.
  3. En cuanto al cáncer de hígado, se debe prestar atención a la prevención de la hepatitis C.

Si tienes dudas o consideras que podrías padecer alguna de estas enfermedades, visita a un especialista en salud. No tengas miedo o creas en mitos respecto a las vacunas. La prevención es la clave para tener una vida larga y saludable. ¡Cuídate!

 

Vía: Notimex