El estrés laboral y las condiciones de ciertos empleos provocan daños en la salud de algunas personas. Si bien muchas de ellas terminan por verlo como algo normal —y no toman medidas de precaución—, existe el riesgo de empeorar y exponerse a diversos tipos de cáncer.

De acuerdo con el jefe de Oncología del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Sonora, Ramón Cabello Molina, existen profesiones y oficios que son de alto riesgo para los trabajadores, mismas que pueden conducir a enfermedades ocupacionales.

En general, hay mayor riesgo cuando se establece un contacto directo con químicos. En estos casos, es importante el uso de cubre bocas, mascarillas y guantes, entre otros artículos de protección.

Para prevenir la aparición de algún tipo de cáncer, es esencial utilizar el material y el equipo adecuado, el cual debe ser proporcionado la empresa para la cual se presta el servicio. “Esto es para filtrar las partículas que pudieran contribuir al desarrollo de alguna neoplasia”, señaló.

Entre los tipos de cáncer de mayor incidencia se encuentran los de cabeza, cuello y vías respiratorias. Padecimientos que deben ser tratados por médicos psicólogos, como parte de una atención integral del paciente.

Aunque no solamente es tener la exposición, sino la predisposición a alguno de los tipos de cáncer. Es decir, implica cuestiones inherentes al paciente […] que corresponden a un factor genético”, puntualizó.

Otras recomendaciones

  • No fumes.
  • Lleva una dieta saludable, rica en alimentos naturales.
  • Evita la obesidad y limita el consumo de carnes procesadas.
  • Mantén un peso saludable y haz actividad física.
  • Protégete del sol, incluso bajo la sombra.
  • Vacúnate (pregunta a tu médico sobre la inmunización que requiere tu cuerpo).
  • Consigue atención médica regular.

 

Vía: Notimex