El cambio climático no es ningún mito. Existe evidencia de sobra que respalda este importante fenómeno y, por si fuera poco, estudios han encontrado que las consecuencias del calentamiento global tienen un impacto negativo en la salud de las personas.

De acuerdo con la doctora Margaret Chan, directora general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), “el cambio climático continuado tendrá profundas consecuencias negativas en algunos de los determinantes sociales y ambientales de la salud, como los alimentos, el aire y el agua”.

La buena noticia es que existen múltiples formas con las que cada uno de nosotros puede hacer un cambio positivo en pro del medio ambiente, incluso desde nuestro propio hogar.

Conoce más: 7 consejos para eliminar sustancias potencialmente tóxicas en tu hogar

Basta con cambiar una serie de hábitos y realizar pequeñas acciones, como las siguientes:

1. Elección de alimentos

Lo ideal es optar por alimentos regionales y de temporada. Adquirir alimentos cosechados en la región donde vivimos permite cuidar el medio ambiente, además, se estarán consumiendo frutas y verduras de temporada que son benéficas para la salud.

2. Crear un huerto casero

Cultivar nuestras propias verduras no solo es señal de autosuficiencia, también es una medida beneficiosa para el planeta.

3. Regular la temperatura del hogar

Se debe evitar colocar la calefacción muy alta en invierno y el aire acondicionado a temperaturas muy bajas durante verano. Hacerlo no solo ahorrará la cantidad de energía eléctrica que se gasta, también ayudará a prevenir posibles resfriados y problemas de salud asociados a la exposición desmedida a este tipo de aparatos.

4. Ser un comprador consciente

Lo ideal es elegir productos biológicos y que no dañen el medio ambiente. Existen productos de limpieza amigables con el planeta, los cuales están libres de químicos que pueden llegar a ser tóxicos.

 

Vía: Mejor con Salud